Páginas

lunes, 27 de marzo de 2017

La visitante - Amanda Stevens.


Hoy traigo un libro cuya sinopsis me niego a poner en el blog. Es uno de los ejemplos de cómo arruinar una parte de la novela al lector.  Leyéndola, tienes que esperar 28 capítulos para enterarte de una cosa que en la sinopsis descubren en la segunda o tercera línea. Es indignante, verdaderamente indignante. No sé quién se encarga de las sinopsis en las editoriales pero ya les vale.


Hoy os traigo la cuarta entrega de la saga de la Reina de los cementerios, La visitante. Por lo visto iba a ser una trilogía, pero la autora se ha animado y en una entrevista reveló que tiene dos novelas más planteadas para terminar la saga. Así que si mis cálculos no me fallan, serían 6 libros más el prólogo digital, Los abandonados. No está nada mal.

Amanda Stevens creció en un pueblecito de Arkansas, en una granja algo alejada de la población. Tenía una hermana a la que no le gustaba mucho jugar, así que se sentía sola, haciendo que desarrollara su imaginación para sobrevivir al aburrimiento. Su imaginación, las leyendas que circulaban por su pueblo, y su enfermedad (sinestesia) hicieron de ella una escritora que se mueve como pez en el agua por las novelas de suspense gótico suramericano.
Había oído hablar de la sinestesia pero no me había parado a investigar sobre ella. Las personas que tienen esta enfermedad, sienten una mezcla de sensaciones de los distintos sentidos. Asocian colores a los números, letras, o nombres… Los sonidos se “ven” de colores; otras formas producen olor o sabor… Una mezcla de sentidos.
Publicó su primer libro estando en la Universidad, y ya lleva escritos alrededor de 60.


La visitante pertenece al género suspense gótico del sur de Estados Unidos (American Southern gothic) donde tan a gusto se siente la autora escribiendo, así que nos podemos encontrar muchas de las características en el libro.  Este género tiene su homólogo inglés, pero al ser americana la autora, se habla de Southern gothic. Tiene su origen en el sur de Estados Unidos, y al principio lo usaban de manera peyorativa; ahora es un género o subgénero más.
Se caracteriza por tener lugar en ambientes rurales solitarios y aislados, como plantaciones o granjas. Los personajes pueden tener deformidades,  estar perturbados o ser excéntricos. Las situaciones que nos crean son grotescas, y suele haber una tensión entre lo real y lo paranormal. Y al escribir usan dialectos de la zona, nos recuerdan los hábitos de los lugareños, sus costumbres..
Todo esto nos lo podemos encontrar en La visitante.

Amelia Gray es nuestra protagonista. Es restauradora de cementerios y especialista en encontrar problemas de índole paranormal. Tiene un don que le viene de herencia, y debe lidiar con ello para poder vivir entre la sociedad. Digamos que muy normalita no es la muchacha, pero creo que ninguno estaríamos en nuestro sano juicio con ese don. Además no se une a personas sencillas. Desde sus padres que son herméticos, hasta su novio que parece que sea una pared de cerrado.

Como podéis intuir por mis descripciones, Amanda no es buena creando personajes. Personalmente los veo algo lineales, pero supongo que también es por el secretismo que les otorga para darle misterio a la trama. No sabemos apenas nada del novio, no sabemos apenas nada de los padres y vamos sabiendo cosas de Amelia a cuenta gotas. Sin embargo, la autora tiene un don maravilloso para crear atmósferas.
La visitante es puro suspense, gótico o lo que sea, pero suspense. Desde el principio estamos en estado de alerta mientras leemos. La atmósfera se va oscureciendo hasta estar mirando por encima del hombro mientras leemos. Vamos, que he pasado miedo. A mí los temas paranormales me gustan pero se me ponen los pelos como escarpias y se me saltan las lágrimas del miedo. Pero más disfruto.

Es una novela de lectura fácil, atrapa por la trama y asusta en ciertas ocasiones. Son de las lecturas que yo llamo palomiteras, sin más objetivo que pasar un buen rato o malo si eres tan asustona como yo. Pero he disfrutado y espero las demás novelas para saber el desenlace de los protagonistas.


¿Y vosotros, os gustas las novelas paranormales? ¿Os asustáis fácilmente con la lectura?

7 comentarios:

  1. Muy buena reseña!!!
    Pero, sintiendolo mucho, esta no va a mi lista de lecturas... Solo el nombre de la saga ya me da pánico... "Reina de los cementerios"... Ainnnssss!!!

    ResponderEliminar
  2. Muy buena reseña!!!
    Pero, sintiendolo mucho, esta no va a mi lista de lecturas... Solo el nombre de la saga ya me da pánico... "Reina de los cementerios"... Ainnnssss!!!

    ResponderEliminar
  3. Confieso que he pasado miedo con este libro, y aunque me gusto mas que el anterior (creo, porque no me acuerdo de nada) tampoco me ha entusiasmado, habia varias cosas que me rechinaban y el final se resuelve demasiado rapido. Cada vez noto mas que este personaje se acerca al de las novelas de Charlie Davidson :P pero sin el humor! Espero no tardar tanto en leer el siguiente, porque se me olvida otra vez! - Me alegro que te haya gustado :)
    Besos!

    ResponderEliminar
  4. @Ali Momentos de Evasion

    Como bien dices, se va pareciendo a las novelas de Charlie pero sin su gracia y su porte. Esta es más cobarde, jajajajjaa. En fin.. que no está mal.
    Un beso enorme

    ResponderEliminar
  5. @Carmen

    Jajajaja, la verdad es que el nombre ya acongoja un poco.
    Un beso grande

    ResponderEliminar
  6. Si que me gustan las novelas con un regusto paranormal, la verdad.
    Este me suena haberlo visto, lo buscaré
    Besos

    ResponderEliminar
  7. @Mientras Leo

    Ya nos contarás si al final la lees.

    Besos!

    ResponderEliminar