Páginas

domingo, 29 de abril de 2012

Criadas y señoras, Kathryn Stockett


Llevaba un tiempo sin la concentración necesaria para leer, y cuando me ponía, se me iba la cabeza a otras cosas no avanzando en las páginas. Empezaba un libro y no lo terminaba, pasaba a otro y me ocurría lo mismo… Estaba en un parón literario, y es algo que no soporto. Me siento vacía, incompleta si no encuentro una historia que me atrape, si no leo unos capitulillos al día.
Pero todo acabó cuando cogí en las manos esta novela que os traigo hoy: Criadas y señoras. Me habían hablado maravillas de ella, pero me costaba ponerme. Os la recomiendo, no os la perdáis.

La autora:

Criadas y señoras está escrito por Kathryn Stockett. No, no es una autora conocida, por lo menos no lo era hasta ahora, porque se ha convertido en uno de los libros más vendidos entre el año pasado y este año. Es la primera novela que ha escrito esta autora; fue rechazada por 60 agentes literarios, pero una vez publicada ha llegado a 35 países y ha sido traducido a 3 idiomas. ¿Veis? Si tenéis el gusanillo de escribir, no tirad nunca la toalla, aunque recibáis 60 cartas de rechazo, siempre podéis convertiros en best-sellers.

Kathryn tiene unos 40 años, y se graduó en Inglés y Escritura creativa en la Universidad de Alabama. Se crió en Jackson, Mississipi, donde se desarrolla la novela, así que sabe de lo que habla. Y sobre todo, lo sabe por su historia familiar.

Se ha hablado mucho de la novela, que ha sido llevada a la gran pantalla de forma magistral, pero poco de la autora, así que aquí vengo yo a desentramar un poco su vida.

La abuela paterna de la autora nació en Shanghai, en una familia de misioneros, cuyo fin era salvar las almas de los paganos. Cuando se inició la guerra, volvió a Mississipi, y allí fue donde se estableció, creando una familia. Tenía muy claro como debían que ser las cosas entre las personas de color y los blancos, encajando muy bien con los ideales de ese estado. Se casó con Robert (a quien está dedicado el libro) y tuvo dos hijos. Robert era un criador de caballos y era muy conocido en la zona. Para criar a sus dos hijos, tenían a Demetrie, una criada que llegó a criar a Kathryn.

Cuando contaba con 6 años, los padres de la autora se separaron quedando la custodia a manos del padre. Los niños vivían en un motel que pertenecía al padre, pero Kathryn siempre se iba a casa de sus abuelos para estar con Demetrie.
La época de la que estamos hablando era a finales de los 70, con lo que no tenía nada que ver con lo que narra la autora en el libro, puesto que en él, nos encontramos a inicio de los 60.
Sin embargo, la autora confiesa que Demetrie tenía su propio baño fuera de la casa, y que compartía vivencias con las protagonistas de la historia.

Aunque la familia paterna tenía esos ideales arraigados, la madre de la autora era totalmente diferente. Esta era liberal, no tenía criada y hacía todo en la casa por si misma, e incluso tenía amigas de color que la visitaban como una amiga más.

La novela:

Como ya he comentado anteriormente, la novela se ambienta en los años 60, en Jackson, la capital de Mississipi. No sé si conocéis mucho de la historia de América y los estados del sur, pero se caracterizaban por el racismo y la segregación. Tardaron en abolir la esclavitud, y fueron los últimos en aceptar la igualdad racial. Es más, fue la cuna del último vestigio del Ku Klux Klan.

Es una novela que está narrada en primera persona, pero son tres los narradores: Aibileen, Minny y Miss Skeeter, es una historia a tres voces.
Para poder explicároslo, solo tenéis que imaginar un diario, donde se cuentan el día a día de cada uno, pues más o menos eso, pero contado por tres personas, encadenando esas historias.

Es una novela perteneciente al género narrativo contemporáneo. Hay un equilibrio perfecto entre la narración, las descripciones y el diálogo. El vocabulario depende de quién esté narrando el capítulo. Cuando es Aibileen y Minny las que hablan, hay incluso palabras en cursiva, escritas tal como ellas la pronuncian; ayudando de esa manera a meternos más en la historia.
Tiene una estructura más o menos lineal, aunque como son tres los narradores, en determinados momentos parece dispersa, aunque todo tiene un comienzo, y un final, y vamos avanzando pasito a paso, descubriendo la historia tal como estamos siendo testigos. No destapa ningún secreto antes de tiempo, está todo milimétricamente pensado.

Es una novela que no deja frío al lector. Conforme vas avanzando en la historia, vas identificándote con los distintos personajes, vas emocionándote con algunas historias, rechazando algunas otras, y deseando poder arreglar las injusticias que se cometieron en aquel entonces.

Es una historia de racismo, de envidias, de ambición… De cómo conseguir aquello que se quiere a base de engaños y mentiras, de secretos, de miedos y de mucho dolor ajeno.
Aibileen y Minny nos van contando en primera persona cómo es la vida de una criada negra en aquella época en Jackson. Cómo las tratan, cuáles son sus deberes, y los pocos derechos, por no decir ninguno, que tienen. Lo que deben de hacer o dejar de hacer por, simplemente, tener un color diferente de piel.
Y Skeeter nos cuenta la misma historia vista por una chica blanca, criada por una negra, que no acepta el racismo y que lucha para que todo cambie, o empiece a cambiar.

No quiero entrar más en el libro, en las historias porque lo mejor que tiene es descubrirlo por uno mismo, sorprenderte y emocionarte con ellas. Porque es una historia que emociona, que encoge el corazón aunque te hace sonreír entre lágrimas, e incluso soltar más que una carcajada. Es un libro de final agridulce, dejando algunas partes sin cerrar puertas, dejando a la imaginación del lector…

La película:

Como ya he comentado anteriormente, ha sido llevada a la gran pantalla, y lo han hecho de manera magistral. Es muy fiel al libro, aunque se han tomado ciertas libertades, pero es que las películas siempre lo hacen.
No cuentan todas las historias recogidas en la novela, pero sería eterno en tiempo, si tuvieran que llevarlo a cabo.
Si los personajes en la novela son maravillosos, en la película lo han sabido captar igual o mejor, saliéndose del papel. No en vano, a la actriz que hace de Minny le han dado el Óscar a la mejor actriz secundaria.

Son recomendables las dos, tanto la novela, como la película, eso sí, yo leería primero el libro y luego disfrutaría de la película… Es una historia maravillosa.

11 comentarios:

  1. A mi esta novela me dejó alucinada, y cuando supe que la había escrito una autora novela me quedé a cuadros. Hace falta mucha maestría para hilar tan bien tres historias (que en realidad son muchas más), coordinar la acción con tanta perfección que no te deja parar de leer y ademas meterte en la piel de todos los personajes. Una novela imprescindible tanto si te gusta escribir como si solo quieres leer.
    Una esplendida reseña.

    ResponderEliminar
  2. Gracias, guapa. Por haberte pasado por aquí, por tener la paciencia de leer la reseña, y por haberme recomendado, junto con muchas otras amigas, la novela. Tu fuiste la que me diste el último empujón que necesitaba para acercarme a ella.
    Y sí, tienes razón, una autora novel que se desenvuelve de manera magistral.
    Besotes

    ResponderEliminar
  3. Qué ganas tengo de leerla! hace muchísimo que la tengo en mi lista de pendientes pero no encuentro un hueco para ponerme con ella nunca con tanta lectura pendiente, espero en los próximos meses por fin decidirme
    besos

    ResponderEliminar
  4. Yo estoy viendo la película y me parece genial!
    Me esta gustando mucho,ahora estoy esperando a comprar el libro y leerlo

    ResponderEliminar
  5. Estoy contigo, es un libro entretenidísimo y divertido. Una lectura que difícilmente puede no gustar a alguien.
    La película en cambio me pareció que perdía mucha fuerza.
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Eso me pasaba a mi, Tatty, que la tenia como pendiente y no llegaba a cogerla nunca. Ya veras como disfrutas con ella.

    Raul, la novela es muuucho mejor que el libro, con diferencia!! Como bien dice mientrasleo, la pelicula pierde fuerza, aunque a mi me encantó. Pero como se disfruta con el libro.....

    Besos a los tres, gracias por pasaros por este rinconcillo.

    ResponderEliminar
  7. Una novela genial: tierna, dura, divertida, indignante y muy muy muy adictiva. Me alegro que hayas disfrutado tanto como yo de esta pequeña joyita. Se la regalé a mi madre por su cumpleaños y estoy deseando que la lea

    ResponderEliminar
  8. Mi madre se la está leyendo ahora... Acaba de empezar y ya le gusta... verás cuando avance más, voy a tener que separarla del libro.. :p
    Besotes

    ResponderEliminar
  9. Tengo muchas ganas de leerlo!
    Y de ver la peli... pero antes quiero hincar el ojo al libro =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  10. Tengo muchísimas ganas de leerlo y por eso no he visto la película. Espero que no me defraude.

    ¡Muchos besos!
    Brenda A.

    ResponderEliminar
  11. Hacéis bien!! Siempre es mejor leer el libro antes de ver la película. Espero que no os defraude, pero como bien ha dicho Mientrasleo en el comentario anterior, es difícil que no le guste a alguien.
    Besotes y gracias por pasaros.

    ResponderEliminar