Páginas

martes, 1 de junio de 2010

Scarpetta, Patricia Cornwell

Soy seguidora de la serie de Scarpetta escrita por Patricia Cornwell desde hace muchos años. La descubrí por casualidad, y desde entonces no hay libro que salga de ella que no lea.

Kay Scarpetta es médico forense y desde el principio de los tiempos se ha visto inmersa en casos que le han sorprendido, superado y horrorizado. Nunca está sola; su sobrina Lucy, Pete Marino, su esposo Benton, son personajes secundarios que han ido evolucionando a su lado.

No solo los personajes han tenido su evolución, la autora también nos ha ido sorprendiendo con cada novela sacada al mercado. Ha ido variando la forma de narración por épocas, descolocando un poco al lector. Hubo un libro en concreto, no recuerdo el título, en el que llegué a pensar que no era ella la que lo había escrito, de lo diferente que parecía en comparación.

Con Scarpetta, Patricia Cornwell vuelve a los inicios, narrando en tercera persona, de forma dinámica y precisa, envolviéndote poco a poco en el ambiente lúgubre del depósito de cadáveres, y en la tensión opresiva de una investigación criminal que se va enrevesando por momentos.

Sin embargo, yo no resaltaría en esta novela, la investigación criminal, sino las relaciones interpersonales de todos los personajes. Esta vez Patricia Cornwell nos ha querido mostrar la evolución de cada uno de ellos, con todos los recuerdos y secretos que  han ido cargando en sus hombros tras el paso del tiempo. Es un libro donde resalta los sentimientos escondidos de los protagonistas, y su forma de enfrentarse a ellos. Dejan de parecer esos héroes de libros anteriores, volviéndose más humanos con sus problemas y tristezas.

Una de las cosas que más me ha sorprendido es el tiempo en el que transcurre la acción. Iba leyendo por la página 200 y aun estábamos en el mismo día, el 1 de enero. Me ha dado la impresión de ser lento por esa misma razón, es como si en 24 horas, les hubiera cundido muchísimo. Digamos que condensa todo en 2-3 días.

A pesar de ello, me ha gustado más que otros títulos de la misma serie. He vuelto a reencontrarme con la autora a la que estaba acostumbrada.